Conócenos

Solicita más información sobre nuestro trabajo y nuestras actividades.

Metro San Sebastián

EL METRO ARROLLA A DBUS.

Se acabaron las paradas a 100 metros de tu casa.

KURPIL ERAKUNDE SINDIKALA

Metro

TODOS CONTRA EL METRO

Como todos ya sabéis, el ayuntamiento de San Sebastián y el Gobierno Vasco, están por la labor de meternos el metro con calzador a todos los donostiarras. Desde la asociación sindical KURPIL nos hemos unido a diferentes asociaciones y movimientos vecinales para intentar frenar ésta obra faraónica. Nos encontramos inmersos en la pelea y no cejaremos en nuestro empeño de intentar que no lleven a su fin ésta obra que repercutirá muy negativamente en nuestra empresa aparte del coste de construcción y mantenimiento. Se calcula que construir el metro nos va a costar 200 millones de euros (costes de última hora aparte) y su mantenimiento serán unos 50 millones de euros anuales, de los cuales prevén recaudar 20 millones y los otros 30 millones serían de aportaciones institucionales. Este cálculo de 20 millones de recaudación es sobre 201 viajes por ciudadano al año, cifra que consideramos inalcanzable, por lo tanto la aportación institucional será superior a esos 30 millones estimados. A ver qué pasa el día que el ayuntamiento tenga que aportar para el mantenimiento de ambas empresas (metro y Dbus).

 

Desde KURPIL, como primera fuerza sindical en Dbus, intentamos desde el Comité de empresa tener una complicidad con el resto de sindicatos y con la dirección de empresa, para hacer más fuerza todos unidos. Lo malo es que nos encontramos con una pasividad total y tenemos que escuchar que somos unos catastrofistas por el mero hecho de querer defender los puestos de trabajo desde ya, y no esperar a que nos explote el conflicto en la cara.

 

En nuestros foros, intentamos mantener una información continua y actualizada de los plazos en los que se mueve el “asqueroso” proyecto del metro, y ya hemos dado diferentes charlas en casas de cultura exponiendo nuestra visión sobre el impacto del metro en Dbus. Nuestra participación es fija en las numerosas manifestaciones y concentraciones que se han realizado en la ciudad y ahí seguiremos intentando atraer al mayor número de personas. Hay que tener claro que cuantos más seamos, más difícil tendrán estos políticos realizar ésta obra.

 

Los trabajadores de Dbus y los ciudadanos de Donostia, tanto si taladran debajo de nuestras casas como si no, tenemos derecho a dar nuestra opinión y alguien de la “casa grande” debería escucharla…

PARALIZACION DEL METRO YA